¿Qué esperamos de la vida?

Se acabaron las Navidades, hemos estrenado nuevo año. Toca volver a la rutina y a las actividades habituales 🙂

Ayer tuve la suerte de ir al pase de prensa de la película Proyecto Lázaro que en España se estrena éste próximo viernes día 13. La película cuenta la historia de Marc. Un chico al que con 33 años le dicen que le queda un año de vida. En ese momento decide poner su futuro en manos de la ciencia y crionizarse con la certeza de que en las próximas décadas podrán resucitarle. De esta forma Marc se convierte en el primer ser humano en resucitar en el año 2084.

La película es una lección en muchos sentidos. Sobre la vida, la muerte y la inmortalidad. Es una reflexión… ¿por qué no disfrutamos de cada día como si fuera el último? El protagonista reconoce que los últimos meses de su vida fueron los mejores, porque sabía que tenían fecha de caducidad. Sabía que había un punto final. Y entonces exprimió cada día, cada momento, al máximo, no quería desperdiciar ni un segundo.

Por otro lado, ¿por qué si no aprovechamos la vida como si fuera un regalo, nos aferramos tanto a ella? Por desgracia una parte del tiempo (dependiendo del caso es más o menos tiempo) lo invertimos en desperdiciar momentos: por enfadarnos, por autocastigarnos, por culpabilizarnos, por centrarnos únicamente en lo malo que nos rodea, etc. Pero sin embargo, si nos dijeran que nos queda un año de vida o menos, estoy segura de que esos momentos que desperdiciamos disminuirían o incluso llegarían a desaparecer.

Así que un buen propósito para este año es intentar disfrutar cada día, cada momento como si fueran un regalo. Así nunca podremos decir que hemos desperdiciado nuestra vida o que la hemos dejado pasar de largo. 🙂

Hasta la semana que viene!

Carpe diem ★

Un comentario Añadir valoración

  1. Elisabeth dice:

    Que esperamos de la vida??? Creo que esa pregunta nos la hacemos much@s personas, en mi caso muchas veces la repito.
    Personalmente yo espero de la mía, cumplir metas, disfrutar de la gente que me quiere, ayudar acuando me precisan y saborear cada día que la vida me conceda…
    La vida… Bonito regalo que se nos concede.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *